Jurisprudencia

TS – Urbanismo

By 31 enero, 2019 No Comments

STS 1080/2018: Inactividad por paralización de obras de urbanización. La realización de un nuevo requerimiento ante la inactividad (art. 29 LJCA) reinicia el cómputo para interponer recurso contencioso-administrativo.

STS 1080/2018, de 26 de junio: El Tribunal Supremo estima el recurso de casación presentado por la empresa Indesmalla, S.A. contra la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña de 5 de octubre de 2016 mediante la que se estimaba el recurso de apelación interpuesto por el Ayuntamiento de Palafolls contra la sentencia de 14 de marzo de 2014 del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº13 de Barcelona.

Los hechos que dan origen al supuesto de autos es la inactividad del Ayuntamiento de Palafolls ante la paralización de las obras de urbanización del sector 27 –Mas Reixac- del PGOU de Palafolls desde el mes de abril de 2009 debido a la insolvencia de la adjudicataria del contrato de obras. Tras esto la compañía dirigió el 1 de octubre de 2010 un primer requerimiento para que se reanudasen las obras; y, ante este silencio, se dirigió un segundo requerimiento similar al primero el 4 de julio de 2011, con el cuál se interpuso el recurso contencioso administrativo el 9 de enero de 2012.

Con esta información la sala de instancia va a estimar el recurso condenando al Ayuntamiento a la reanudación de las obras en el plazo de un mes; sin embargo, el TSJ por medio del recurso de reposición declara que el recurso contencioso administrativo es extemporáneo ya que se crea «artificialmente un nuevo acto por silencio administrativo o inactividad» dejando a conveniencia de parte la interposición del recurso contencioso-administrativo sin ningún tipo de límites.

El Tribunal Supremo rechaza dicha tesis porque no se aprecia mala fe o abuso del derecho en el planteamiento de un segundo requerimiento, ya que es tan sólo la reacción a la prolongación en el tiempo de la inactividad administrativa denunciada. Estima el Tribunal Supremo que el Ayuntamiento «no puede beneficiarse de su propio incumplimiento», por lo que mientras persista la inactividad administrativa cabe efectuar un nuevo requerimiento, con el consiguiente reinicio de los plazos, que se computan a partir del nuevo requerimiento y no del primero, conforme al artículo 46 LJCA.

En consecuencia, se declara que la vía prevista en el artículo 29.1 LJCA se mantiene abierta para poner fin a la inactividad denunciada, de lo contrario se estaría vulnerando el derecho fundamental a la tutela judicial efectiva por negar el acceso injustificado a la jurisdicción.

Texto completo en CENDOJ (Roj: STS 2534/2018 – ECLI: ES:TS:2018:2534)