Blog

La contratación de las entidades locales durante el primer estado de alarma

By 9 diciembre, 2020No Comments

El pasado 14 de marzo de 2020, se decretó en España un periodo de estado de alarma como consecuencia de la propagación del SARS Covid-19. Las Administraciones Públicas de los distintos niveles territoriales se enfrentaron entonces al reto de aprovisionar y satisfacer las necesidades emergentes de los ciudadanos y el sector productivo. A partir de la información publicada por OIRESCON sobre la contratación pública durante el primer estado de alarma, en esta entrada analizaremos algunos aspectos de la contratación de las entidades locales entre marzo y junio de 2020 para paliar los efectos de la pandemia. Los datos deben tomarse con la cautela necesaria, en la medida en que solo pueden apoyarse en la información publicada, sin que sea posible determinar el alcance de los contratos celebrados que no se hayan dado a conocer cumpliendo con las normas de transparencia.

A lo largo del periodo señalado, se dio cuenta de la celebración de un total de 1.544 contratos en el nivel local. Los municipios llevaron el peso de la contratación a través de la junta de gobierno o del propio alcalde. Así, a través de los datos recogidos, los municipios celebraron el 73,2% de los contratos efectuados en España por las entidades de derecho local mientras que los órganos de contratación provinciales adjudicaron el 26,8% restante.

Una vez determinado el porcentaje de contratación de municipios y provincias es conveniente analizar la ubicación de la mayor parte de los municipios contratantes dentro de las distintas Comunidades Autónomas. En este sentido, interesa destacar que la mayor parte de los contratos de los que se ha dado cuenta se celebraron por municipios andaluces, que representan el 29,9% de la contratación local en España durante los meses de marzo, abril, mayo y junio; seguidos de municipios catalanes, que constituyen el 22,3% y, en menor medida, municipios de la Comunidad Valenciana, que alcanzan un 9,7%

Por otra parte, siguiendo con la distribución de la contratación a lo largo del territorio, es conveniente establecer en qué mes se produjo la mayor parte de las contrataciones y si este dato varió de forma importante de una Comunidad Autónoma a otra. Como se muestra en la siguiente figura, la mayoría de las entidades locales -con independencia de su ubicación geográfica- celebraron la mayor parte de sus contratos en el mes de mayo. En concreto, en 9 de las 17 comunidades autónomas se puede observar cómo la contratación es mayor en el mes de mayo (Andalucía, Aragón, Castilla-León, Cataluña, Extremadura, Canarias, La Rioja, Madrid y País Vasco) siendo especialmente significativo en Andalucía, La Rioja y Cataluña, donde los municipios celebraron en el mes de mayo el 57,5%; 88% y 40,8% de las contrataciones, respectivamente.

Figura 1. Contratación de entidades locales por Comunidad Autónoma en los meses de marzo, abril, mayo y junio de 2020 (en porcentaje)

Fuente: elaboración propia a partir de los datos publicados por OIRESCON

Estos datos son coherentes con la reacción tras la declaración del estado de alarma. Es necesario tener en cuenta que el confinamiento provocó el descenso de ingresos tanto de las familias como de las empresas, situación que fue contrarrestada a través de avales estatales o medidas de mando único centralizado encargadas de paliar el efecto contractivo de la pandemia para la economía. Sin embargo, en el momento en el que se produjo el inicio de la desescalada, el 4 de mayo, las entidades locales comenzaron a adquirir un mayor peso dentro de la gestión de la pandemia junto a las Comunidades Autónomas.

Por último, interesa conocer el procedimiento a través del que contrataron los municipios. Para ello puede atenderse a las posibles diferencias existentes en cada Comunidad Autónoma. Como contempla nuestro ordenamiento jurídico: la Ley 9/2017, de 8 de noviembre, de Contratos del Sector Publico (LCSP), en su artículo 163.3, señala que el contrato de obra, suministros o servicios negociado sin publicidad puede realizarse bajo una situación de imperiosa urgencia resultante de acontecimientos imprevisibles para el órgano de contratación (art. 168).  En este sentido, hay que tener en cuenta que la pandemia es un acontecimiento que acarreó urgencia e imprevisibilidad. Por ello, al analizar los datos recogidos se confirma que la mayor parte de los contratos suscritos por las administraciones de derecho local fueron a través de un procedimiento negociado sin publicidad.

Atendiendo a la situación de que la mayor parte de los contratos se han celebrado en un periodo de estado de alarma, vemos cómo el 84, % de los contratos se celebraron a través de este procedimiento. Si se desglosan los datos se ve cómo en Andalucía este procedimiento supuso durante marzo, abril, mayo y junio, el 98,3% del total, así como el 97,2% en Madrid y el 84,6% en la Comunidad Valenciana.

Figura 2. Tipo de procedimiento de contratación por Comunidad Autónoma.

Fuente: elaboración propia a partir de los datos publicados por OIRESCON.

Manuel López Plaza

Instituto de Derecho Local

Leave a Reply

*