Jurisprudencia

TS – Contratación eventual

STS (Sala de lo Social) 983/2020. La mera y genérica invocación de la necesidad de cubrir las vacaciones de la plantilla no es válida para justificar un contrato eventual

STS 983/2020, de 10 de noviembre. La Sala de lo Social del Tribunal Supremo estima el recurso de casación para la unificación de doctrina interpuesto por un trabajador contratado por el Organismo Provincial de Asistencia Económica y Fiscal de la Diputación de Sevilla mediante varios contratos eventuales. El Tribunal no aprecia que haya quedado acreditada ninguna causa extraordinaria que pudiera justificar los contratos eventuales concertados con el demandante y por tanto, dichos contratos deben considerarse celebrados en fraude de ley.

La Sala resuelve dos cuestiones importantes relacionadas con la contratación eventual. Por un lado, si es válido un contrato eventual donde se refleja como causa de temporalidad de forma genérica “la realización de las tareas propias de la oficina”. Por otro, si puede entenderse como causalidad justificativa de un contrato eventual cubrir el déficit de trabajadores derivado de los descansos, vacaciones y permisos de los que disfruta el personal de plantilla.

Con relación a la primera cuestión, la Sala recuerda que el art. 15. 1 b) ET establece los requisitos formales propios de la modalidad contractual temporal. Entre ellos se exige que se exprese con precisión y claridad la causa o circunstancias que justifiquen la contratación. No obstante, la falta de concreción no impide que se analice la efectiva realidad de la causa, al admitirse prueba en contrario que demuestre que el contrato obedecía a la concurrencia de la misma, pese a su defectuosa plasmación forma.

Para dar respuesta a la segunda cuestión sobre la justificación de un contrato eventual para cubrir las vacaciones de la plantilla, el TS determina en base a sus pronunciamientos anteriores que es admisible que en el caso de las Administraciones Públicas, la insuficiencia coyuntural de plantilla para atender el servicio público puede constituir una causa de eventualidad que justifique la utilización de un contrato temporal por acumulación de tareas. Especialmente, cuando los procesos de creación y cobertura de plaza tienen que seguir un procedimiento reglado que se puede extender en el tiempo y no es posible dar una respuesta rápida con la contratación indefinida.

Ahora bien, la utilización del contrato eventual exige la concurrencia real de dicha causa, no pudiendo servir al respecto la mera mención  a las vacaciones de otros trabajadores. Ello porque la ausencia por vacaciones de los trabajadores de la plantilla es una circunstancia plenamente previsible y conocida por el organismo público o la Administración, que debe dar respuesta con la plantilla fija al volumen de actividad habitual. Por consiguiente, no es ajustada a Derecho la cobertura temporal de funciones de personal que está disfrutando de vacaciones o permisos mediante contratos de interinidad por sustitución ni por contratos eventuales, ya que no se produce la excepcionalidad que debe acreditarse para la celebración de este tipo de contratos.

Texto completo en CENDOJ (Roj: STS 3833/2020 – ECLI: ES:TS:2020:3833).